CONCRETO REFORZADO CON FIBRA DE VIDRIO

Con aplicaciones importantes en más de cien países alrededor del mundo, el concreto reforzado con fibras o también llamado GFRC, es hoy una excelente alternativa para la fabricación, decoración de todo tipo de construcciones civiles y amueblamiento urbano.

En países desarrollados, actualmente cuenta con un fuerte desarrollo e innovación de formas, colores a precios competitivos y aunque parezca nuevo para nosotros, el desarrollo de esta aplicación viene desde hace más de 45 años.

Aunque existen una amplia variedad de fibras reforzantes, la fibra de vidrio “AR”, especial para esta aplicación, ha demostrado que es la mejor y más productiva, en cuanto a propiedades finales y a facilidad de incorporación en la mezcla del concreto.

concreto reforzado con fibra de vidrio

Su utilidad radica en que el GFRC comparado con un concreto tradicional, para igual resistencia, reduce un 85% el peso del prefabricado con mayor resistencia a la flexión,  al impacto, a la fatiga y a las fisuras (las reduce en un 80%).

Como un ejemplo de lo que se puede lograr, una pieza tradicional que pesa 440 kilos, con un espesor de 20 centímetros podría reducirse con la adecuada formulación de GFRC, a un peso de 44 kilos con apenas  2 centímetros de espesor, teniendo la misma funcionalidad,  con resistencia mecánica superior, mucho menos fisuras por el fraguado del concreto y por el uso, lo que equivale a un ahorro sustancial en materias primas y mano de obra.

Pero cuidado!: no se trata del mismo concreto que se acostumbra ver en la construcción al cual, se le adiciona fibra de vidrio común y listo. Se tiene claro que la fibra de vidrio aunque se ve similar a la comúnmente empleada en compuestos reforzados, es diferente: se llama “AR” porque es alcalino resistente o resistente al ataque químico del cemento que en realidad es muy alcalino y daña el refuerzo común. Actualmente en el mercado, se consigue la fibra “AR” en forma de hilo roving, fibra picada en longitudes que van entre 6 y 38 milímetros de longitud y en telas tipo malla abierta, que permite la penetración del concreto.

concreto reforzado con fibra de vidrio

Las materias primas varían un poco y el proceso de mezcla también. El concreto reforzado se prepara con cemento normal, gris o blanco (especial para desarrollar colores), arena limpia malla 30 o 40, agua y para poder manejar un alto contenido de arena, bajo en agua y un secado normal al aire, se recurre al empleo de un plastificante y un polímero acrílico.

En cuanto a la mezcla, aunque se puede hacer en la mezcladora horizontal tradicional, se prefiere un mezclador vertical con dos velocidades y alto esfuerzo cortante, lo que asegura la mezcla perfecta del GFRC.

concreto reforzado con fibra de vidrio

Similar a la fabricación de compuestos reforzados, las piezas pueden llevar una capa decorativa y con color la cual, generalmente se aplica con pistolas de aspersión especiales y luego, la parte estructural concreto reforzado con fibras de vidrio, se puede aplicar manualmente o con máquina de aspersión que simultáneamente al proyectar el concreto, pica la fibra y la dispersa en la mezcla, lo que permite obtener por este método de proyección, grandes piezas para la decoración de estadios, edificios o centros comerciales.

Se pueden fabricar todo tipo de piezas, pequeñas y grandes, con espesores que van desde 2 hasta 36 milímetros, las cuales se generan en moldes construidos con una amplia variedad de materiales. Desde metálicos para grandes series de producción hasta los moldes desechables realizados en aglomerados de madera con recubrimiento de melanina.

concreto reforzado con fibra de vidrio  broadmuseum01

Las piezas se desmoldan de un día para otro, pueden instalarse a la semana y consiguen el total de propiedades en 28 días, algo ineludible en las piezas por su naturaleza cementicia.

Este importante material compuesto, también aprovecha la versatilidad y facilidad de obtención de formas de los moldes en resina y fibras de vidrio o P.R.F.V., para hacer cualquier número de piezas. Su fuerte está en su gran duración, bajo peso y la facilidad de hacer cualquier forma por compleja que sea.

Los moldes, se fabrican de la forma tradicional como para hacer piezas en compuestos reforzados y/o cargados pero, se deben hacer algunas variaciones como aumentar los ángulos de salida a 5°, utilizar un gel coat resistente a la alcalinidad del cemento como es el  gel coat iso NPG y estructurar/rigidizar bien los moldes para que soporten sin deformarse el peso del concreto.

Desde pisos industriales y urbanos, fachadas de edificios y centros comerciales, fuentes y muebles para parques hasta mesones de cocina, lavamanos y todo tipo de piezas para la decoración del hogar, pueden ser fabricados con relativa facilidad pero sobre todo con un alto valor estético a costos bajos, lo que nunca antes se pensó para el concreto que siempre hemos conocido. El GFRC es sin lugar a dudas una importante aplicación que muestra un gran potencial de desarrollo en nuestros países.

En Fibraplus.com usted podrá encontrar mayor información  y asesoría para desarrollar su proyecto particular.

www.fibraplus.com “un mundo de posibilidades para un selecto grupo de usuarios”

Leave A Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *